3. Hacia Custom Solvers 2.0

Custom Solvers 2.0 nació tras una catarsis personal
La principal razón por la que decidí cerrar la primera versión de esta empresa fue haber perdido mi motivación. Me cansé de siempre dar más y nunca obtener más; de creer en un adecuado entendimiento que nunca apareció; de tener que explicar de manera sistemática a los que no quieren entender.

Quizás tener un negocio no era para mí, al menos no con mis recursos y actitud. Así que hice algunos intentos para encontrar trabajo, pero rápidamente me di cuenta de que trabajar para otros ya no era una opción para mí: demasiado acostumbrado a ser independiente y a encargarme de todo. Además, esta corta experiencia me había ayudado a recordar mi incompatibilidad con ciertos tipos de personas (por ejemplo, reclutadores/RRHH no técnicos).

¿Qué podía hacer entonces? Tenía que trabajar y quería seguir centrándome en programación. Estaba más perdido de lo que lo que nunca había estado. Para tener nuevas ideas, decidí hacer un viaje de bajo presupuesto financiado haciendo pequeños trabajos de programación para negocios locales. También esperaba hacerme una idea de una aproximación diferente al negocio: tratar con clientes sin ninguna relación con ordenadores. Hay que tener presente que la mayor parte de mis clientes hasta el momento no tenían mucho conomiento de programación, pero sus negocios siempre estaban relacionados con ordenadores/programación.

Este viaje fue un fracaso absoluto y tuve que acabarlo relativamente pronto. Encontrar clientes era muy difícil y tenerlos era aún peor (expectativas desproporcionadas, no valoraban prácticamente nada, trabajar mucho por presupuestos muy pequeños, etc.). Curiosamente, una experiencia tan horrible representó el subidón de motivación que estaba precisamente buscando. Por fin fui capaz de entender exactamente qué era lo que debía hacer. No más en medio de la nada o querer tener a todo el mundo contento. No tenía prisa, ¿por qué tolerar actitudes impositivas? Tenía conocimiento, actitud de trabajo e ideas claras, ¿por qué buscar financiación u objetivos abstractos? Si sólo quería hacer mi trabajo y lidiar con gente capaz de apreciarlo, ¿por qué aceptar menos?

Mi motivación y pasión por mi trabajo habían vuelto. Me di cuenta de que todo lo que tenía que hacer era ser paciente; que mis claras ideas me ayudarían a superar cualquier obstáculo. Por primera vez, tenía expectativas a largo plazo y ninguna duda respecto a cómo actuar. Fui capaz de compensar mi falta de ambición genérica (por ejemplo, querer ser rico) con la aceptación de que conseguir lo que quiero es posible pero difícil. Este fue el momento en el que Custom Solvers 2.0 y su definitoria Actitud 2.0 nacieron.